9 ene. 2012

'A.L

Hace algunos años conocí a alguien, de quien todavía tengo recuerdos.. Y tengo recuerdos por que el lugar que ocupa en mi corazón, a pesar de todo, es inmenso. Y se que nuestro amor es incondicional, por que hoy, después de todo, daría mi vida y más, por verlo feliz, sonriendo, como cuando yo lo conocí. Y podría pensar en el, días, horas, extrañarlo, sentirlo lejos, odiarlo, revisarle todo, volver a pensar, extrañarlo, odiarlo y así.. Pero en el fondo, siempre pienso  que es una de las demostraciones de amor más grandes que la vida me dio, la de querer a una persona, a pesar de palabras, gritos, llantos, peleas, empujones y demás. Así que me alegro que el final, a veces, como en nuestro caso, haya tardado mucho en encontrar su momento. Pasaron dos años y sigo aquí, al igual que el primer día. 

1 comentario:

Melodías Agridulces dijo...

Aaaaah, que tierna! *-* Eso es amor incondicional.
Me alegro que estes como el primer día y que andes mejor (en las entradas anteriores parecías algo mal :/)

Besos agridulces y un abracito cariñoso *-*