10 ago. 2014

desde lo mas profundo de un alma destrozada de dolor, de penas y de llantos. Cansada de correr en la direccion contraria y con la vida de un amor en sus propias manos. Voy a hablar de algo que es pura  y secretamente mio, mi inseguridad y mis celos.
Muchas veces, muchos libros y muchas personas hablan a lxs victimas de estas situaciones. Sin embargo, nadie habla de quien sufre de celos. Nadie es capaz de contar todo lo que nos falto, todo lo que sufrimos y vivimos. Nadie puede sentir el miedo de perder a alguien como nosotros, aunque a veces sea irreal, imaginario, irracional. Nadie puede hablar de los dolores, de los nervios, de la angustia incontrolable, de las acciones por acto reflejo, de la martirizacion, de la culpa.
Mi nombre es Rocio y sufro de celos. Mama y papa nunca me dieron la seguridad de valerme por mí misma, y hasta me demostraron que la vida era dura y que tenia que sufrir para aprender a vivir. Yo, vivi mi vida sola. Me cuide, me enseñe, me mime, me conte cuentos, me escuche, me quise y puse toda mi voluntad en no defraudar mi esfuerzo. A lo largo de la vida, fui victima y ahora, victimaria. Y aunque yo misma elegí cambiar, yo misma elegi ser una persona mejor, aunque aveces no me salga. Pongo todo de mi,  amo al hombre que tengo al lado, lo amo y juro que hoy daria mi vida misma por el si fuese necesario. Porque no hay nada más hermoso que el en este mundo. Porque mi vida encontró sentido cuando me vi reflejada en esos ojos. Pero aveces, es necesario amar y dejar de amar, para cuidar. Hoy, haría mis sentimientos a un lado por verlo pleno y feliz. Sin importar lo que pueda sufrir. Sin importar lo que pueda extrañar, porque si había alguien en este mundo para mi, es el. Y conocerlo, ya es motivo suficiente para vivir. Y para sobrevivir. Hoy, con el alma empapada en llanto y perdon, daría cualquier cosa por poder hacerte feliz.

1 comentario:

Rocío. dijo...

SOY feliz mi vida. En tanto nunca te alejes ni un poquito de mi lado.